escudo universidad de guanajuato

Mi experiencia en Chile.

ruth_chile_1Fue un gran cambio para mí, no solamente por el hecho de estar en otro país, sino porque nunca había estado tan lejos de mi familia y amigos, y tampoco había tenido la experiencia de vivir sola y tener que valerme por mí misma. La ciudad de Santiago es bellísima, tiene muchas áreas verdes, museos y lugares turísticos. Es una ciudad bastante grande y por lo tanto es un poco peligrosa, pero afortunadamente yo no sufrí ningún percance.

 Mis compañeros de curso me recibieron bastante bien, creo que en parte por la curiosidad de conocer otra cultura ya que en cada oportunidad me preguntaban cosas sobre mi país. Todos eran muy amables y accesibles, me ayudaban en cualquier cosa que necesitara y resolvían todas mis dudas. Al principio debo admitir que fue muy difícil adaptarme a la ciudad con todo su movimiento y la vida ajetreada que se lleva, y sobre todo a la gente, ya que a pesar de que compartimos la misma lengua, el acento y el vocabulario coloquial es tan diferente que a veces costaba mucho trabajo entenderlo; eso sumado a que la gente en Chile es más reservada y seria que en México. Pero una vez que se establece cierto grado de confianza los chilenos son personas muy cálidas y solidarias, y me llevo un gran recuerdo de todos los amigos que hice durante mi estancia.

 

También tuve la oportunidad de hacer algunos viajes y conocer lugares maravillosos con paisajes increíbles que nunca pensé que existieran, como son por ejemplo el desierto de San Pedro de Atacama, al norte de Santiago, y Pucón, más al sur. En resumen fue una experiencia que me enseñó mucho, a conocer sobre otras culturas, otra medicina y sobre todo a conocerme a mí misma.

 

Mi experiencia académica.

La Universidad Mayor de Chile tiene un excelente nivel académico, la facultad de Medicina ocupa este año el 7º lugar nacional, y en Pediatría, que es la materia que cursé, está en 3º. Me gustó mucho el plan de estudios, ya que equilibra adecuadamente el tiempo que se utiliza en clases teóricas y prácticas; además el plan está diseñado para el autoaprendizaje, porque  se nos daba cierta cantidad de información sobre los temas, pero las clases exigían más, así que uno debía prepararse no solamente con los textos que nos daban. Otro punto que se me hizo muy positivo es que promueven la discusión bien documentada en clase, así nos motivan a leer e investigar más sobre los temas y tratar de conseguir la información más actualizada.

 

Durante el semestre también hubo muchas actividades en equipo, como educación a pacientes y trabajadores del hospital, exámenes orales, etcétera, lo cual pienso que ayuda bastante y nos enseña cómo relacionarnos con nuestros compañeros en un ambiente de trabajo. Académicamente, lo que más aprecié del curso fue que estaba más enfocado a practicar medicina preventiva en lugar de curativa, y el ECOE (Examen Clínico Objetivo Estructurado),  un examen práctico donde cada ejercicio tiene un límite de tiempo y se evalúan los temas de todo el semestre, es una gran experiencia ya que uno aprende a trabajar bajo presión.

 

Otro aspecto positivo, no tanto académico, es la cercanía de los profesores con los alumnos, estaban muy al pendiente de todos y se preocupaban mucho por nuestro desempeño, nos podíamos apoyar en ellos para cualquier problema. Conmigo hubo un trato un poco más especial por ser alumna de intercambio, ya que tenía reuniones con los coordinadores cada 2 semanas aproximadamente, donde se aseguraban que yo estuviera cómoda en el grupo, y demás detalles respecto al plan de estudios. 
En general fue una experiencia muy enriquecedora en todo aspecto.

 

Mi experiencia como embajadora de la Universidad de Guanajuato

ruth_chileEntiendo que desde el momento en el que uno decide formar parte del programa de intercambio semestral se convierte en embajador de nuestra querida universidad. Esta es una gran responsabilidad, ya que significa no solamente proporcionar información sobre ella, y decir lo buena que es, sino comportarnos de manera que podamos ser un orgullo de la misma y que mediante nuestro actuar del día a día podamos comunicarle a las personas de nuestro alrededor que nuestra universidad, la Universidad de Guanajuato no sólo nos proporciona una excelente formación académica, sino también humana.

 

En mi caso, yo trataba de ser testimonio de los valores de la Universidad de Guanajuato:

  • Verdad: pero sobre todo honestidad y congruencia en el pensar-actuar.
  • Libertad: poder pensar y actuar diferente de una manera positiva para destacar.
  • Respeto: a mis compañeros, a mis profesores, a toda la gente que me rodea, y a nuestras diferencias.
  • Responsabilidad: cumplir con mis obligaciones y hacerme responsable de las consecuencias de todas mis acciones, buenas o malas.
  • Justicia: equidad, igualdad, en el trato de todas las personas.

 

Y como mencionaba anteriormente, para complementar el actuar, también di a conocer la Universidad de Guanajuato mediante un poco de publicidad.

Como parte del programa de intercambio de la Universidad Mayor, se organizó una Feria Internacional, donde cada país se encargaba de hacer un stand en el que proporcionaba información tanto del país, sus costumbres, su cocina, como de las universidades que estaban participando en el programa. Con el objetivo de promocionar la Universidad de Guanajuato, yo hice unas tarjetas con el escudo y la página web para las personas que quisieran saber más sobre la oferta académica, Misión, Visión y Valores, planes de estudios, o directamente ponerse en contacto (el formato de las tarjetas se encuentra mas abajo). Me encantó ser embajadora de la Universidad, ya que me sentí muy útil y sobre todo, pude sentir que le estaba devolviendo algo en agradecimiento de todo lo que he aprendido.

Universidad de Guanajuato
Dirección de Relaciones Internacionales y Colaboración Académica
Derechos Reservados 2012
Lascuráin de Retana #5, Col. Centro, C. P. 36000, Guanajuato, Gto.
Tel: +52 (473) 732 00 06. Exts: 1011 y 2709